LENTILLAS: La guía completa

Lentillas sí o lentillas no… ¡ésa es la cuestión! Si estás planteándote ponerte lentillas esta es la guía que necesitas. Ventajas, tipos de lentes de contacto y cómo ponértelas: abre bien los ojos y a leer.interior_lentillas_526x254

¿Qué ventajas tiene usar lentillas?

Cuando uno piensa en lentillas, la primera ventaja que nos pasa por la cabeza es la comodidad, ya que se adaptan perfectamente a tu estilo de vida (sea cuál sea). Podrás usarlas para hacer deporte o para salir de fiesta, pero además:

– Podrás ver con claridad.

– No recibirás los reflejos ni distorsiones que pueden aparecer al usar gafas.

– No tendrás problema de nitidez: no se empañan cuando estás cerca de temperaturas elevadas, ni días lluviosos.

Pero alerta, hay un tema que queremos comentar, ya que suele causar confusión: no puedes sumergirte en el agua con ellas sin gafas de buceo, ya que se pueden estropear.

 

¿Todas las lentillas son iguales?

Hay distintas lentillas según lo que corrigen (miopía, hipermetropía, astigmatismo o vista cansada). En este sentido, uno de nuestros ópticos te aconsejará de cara a las más adecuadas para ti, no te preocupes.

Por otro lado, existen lentillas diarias, quincenales y mensuales, que encajarán más o menos contigo según el uso que quieras darles. ¿Cómo elegir la duración de las lentillas?:

– Lentillas diarias: Si no paras en todo el día, utilizas lentillas de modo ocasional (practicar deporte, fines de semana)… ¡las lentillas diarias son perfectas para ti! Además, al ser diarias no requieren mantenimiento ni productos especiales.

– Lentillas quincenales: También conocidas como lentillas semanales, tienen una duración de dos semanas antes de ser reemplazadas. Perfectas para combinar con el uso de gafas. Para su mantenimiento, es necesario el uso de líquidos para lentillas.

– Lentillas mensuales: Se trata de las más utilizadas por aquellas personas que las usan de forma habitual y una opción más barata que las lentes de contacto diarias. Su duración es mensual y su mantenimiento sencillo.

interior_lentillas2_526x254

¿Cómo ponerse una lentilla?  Paso a paso:

Primero, si visitas tu centro General Optica puedes disfrutar de una prueba de lentillas gratuita y del mejor asesoramiento por parte de nuestro equipo de ópticos optometristas. Pero si ya has cumplido con este paso o simplemente quieres descubrir los siguientes, te dejamos una lista de consejos.

1. Asegúrate de ponerte las lentes de contacto antes de aplicarte el maquillaje para evitar que se contaminen tus lentes de contacto.

2. Coge la lentilla con el dedo índice (¡bien seco!) de la mano con la que escribes.

3. Levanta el párpado superior con la otra mano.

4. Tira un poco del párpado inferior con el dedo corazón y anular de la mano que sostiene la lentilla.

5. Mira tu dedo índice y céntralo en tu ojo.

6. Levanta la vista y coloca la lentilla en la parte blanca pero central del ojo.

7. Parpadea lentamente para que la lentilla se coloque con suavidad. Si no ha quedado perfecta, ayúdate muy suavemente con los dedos, por encima del párpado.

De cara a quitártelas, si tienes los ojos muy secos, aplica un par de lágrimas artificiales. Por otro lado, repetimos que es imprescindible que tengas el dedo bien seco para que la lente se adhiera a él.

Puedes frustrarte si no consigues ponerte la lentilla a la primera. ¡Espera un par de minutos e inténtalo de nuevo! Es más fácil poner la segunda lentilla.

Ahora ya estás listo: ¡Ven a probar las lentillas que mejor se adaptan a ti sin ningún coste!

 

Compartir:

Los comentarios están cerrados.

Uso de cookies

Esta web utiliza "cookies" propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de las "cookies". Sin embargo, puedes cambiar la configuración de "cookies" en cualquier momento.

Aceptar