En los últimos 10 años la miopía ha aumentado llegando a niveles tan altos que la OMS ha declarado la miopía como la pandemia del siglo XXI.

Los considerados “nativos digitales” (nacidos tras el año 2000) son más miopes en cantidad de afectados, en número de dioptrías y desde más pequeños.  Esta tendencia a la alza se está detectando en todos los países y se considera que las tres causas fundamentales son: el estilo de vida sedentario, el uso excesivo de pantallas y la adaptación fisiológica del sistema a los requerimientos visuales actuales.

Desde hace algunos años, los menores tienen acceso a dispositivos con pantallas a partir de edades más tempranas.

El Informe "La prevalencia de la miopía en los jóvenes en España 2018" arroja los siguientes  datos